Roush Yates Engines logró realizar una inspección más rápida y precisa sin contacto de los componentes del motor NASCAR. Con mínima necesidad de fixtures o aditamentos y una inspección confiable sin contacto con el sistema de visión iNEXIV VMA-4540 y el software CMM-Manager lograron sus objetivos.


Desde su creación en 2003, la compañía de motores Roush Yates Engines ha dominado NASCAR, y ha dejado muchos momentos históricos. Con el compromiso de colaborar con las principales empresas, de su clase, en 2018 Nikon Metrology y Roush Yates Engines anunciaron un nuevo plan de cooperación. Roush Yates Engines utiliza una serie de programas de medición y sistemas de medición de Nikon Metrology para garantizar su calidad. En particular, el sistema visual iNEXIV VMA-4540 ha demostrado ser un sistema valioso y de fácil utilización que forma parte integrante del actual sector de la calidad.

22: Joey Logano, Team Penske, Ford Mustang Pennzoil celebra su victoria

Delante de la curva
Una empresa obsesionada con la velocidad es consciente de su importancia, no sólo en las pistas, sino también en el desarrollo de las últimas innovaciones tecnológicas. En un entorno tan competitivo, el equipo más moderno funciona en tiempo y debe estar plenamente antes que los competidores, lo que es fundamental para cumplir su exigente calendario.

Una combinación de varios factores, entre ellos una intensiva programación de mano de obra y cuellos de botella con los CMMs, fue lo que impulso Roush Yates Engine a estudiar un mejor sistema de medición sin contacto más sólido. La metodología anterior se enfrentaba a problemas cada vez mayores que podían afectar a la calidad del motor. Los microscopios manuales requieren mucho tiempo para obtener y consolidar datos precisos y repetibles, es difícil describir un radio complejo y un diámetro cónico con un sistema de detección por contacto. Para acceder a las funciones esenciales del CMM se requiere una instalación adicional compleja, pero no es fácil de obtener. En última instancia, los sistemas de medición sin contacto pueden brindar mediciones del radio, la conicidad y otras mediciones necesarias para mitigar los cuellos de botella en el trabajo, aumentar la precisión y la repetibilidad y reducir los costos generales con menos fixtures.

A fin de resolver estos problemas y satisfacer las nuevas necesidades, Roush Yates Engine optó por el sistema de Inspección Nikon iNEXIV VMA-4540 de vanguardia industrial, combinado con el software de manejo de CMM. El sistema se instaló en marzo de 2018 y se utiliza casi a diario para diversos usos.

“El sistema es muy rápido para medir las piezas y reunir datos. La mejor ventaja para dar velocidad es que las nuevas piezas se programan muy rápidamente a través del CMM-Manager. Al Usar sondas táctiles, programar la visión y el tacto es fácil y preciso." – comenta Alexander Morothy, técnico de control de calidad y programador visual, Roush Yates Engines.

Asegurar las últimas innovaciones para colocarse adelante de la competencia.
Como resultado de la inspección y de la considerable reducción de las horas de trabajo, el iNEXIV VMA 4540 ha demostrado su valor para Roush Yates Engines. El programa CMM es también un catalizador fundamental de los sistemas visuales, ya que facilita la programación tanto a los principiantes como a los programadores experimentados. La velocidad del programa también ha hecho que los nuevos componentes se programen con mucha rapidez.


Usar palpadores de contacto, programando tanto la vista como el tacto es fácil y preciso. Al reducir las posibilidades de cuellos de botella de los procesos de trabajo, los departamentos de calidad son cada vez más eficientes para obtener resultados lo más precisos posible en un plazo breve. Las mediciones son rápidas, precisas y altamente repetibles, reducen el ciclo de comunicación y retroalimentación entre calidad, producción e ingeniería. La eficiencia de este trabajo en equipo es fundamental, Roush Yates Engines ha triunfado en la pista y fuera de ella, la rápida producción ha contribuido a un rendimiento más rápido en la pista.

Fuente: Nikon Metrology

Pin It